En Europa continúa creciendo el consumo de vinos y por eso se largó una campaña ingeniosa que incluye camisetas “I need wine”.

Francia, España, Italia y en menor medida Alemania son los principáles productores de esta maravillosa bebida y por eso han lanzado una fuerte campaña para aumentar su consumo.

Por ejemplo, en España, el año pasado (2019) el consumo domestico de vinos superó los 350 millones de litros, según el último informe del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación español (MAPA) sobre el consumo en sector alimentación en España (Hipermercados, supermercados, tiendas descuento, tiendas tradicionales y e-commerce).

Según este informe, el 82% de las compras de vinos se llevan a cabo dentro del canal dinámico (que requieren desplazamiento), siendo el supermercado y autoservicio es el canal principal para la compra de esta bebida con el 52,0% del volumen, aunque presenta una variación negativa en comparación con el año anterior (-1,3%).

De hecho, todos los canales sufren una contracción en su volumen de compra, siendo la mayor de todas del -17,0% en la tienda tradicional.

El hipermercado aumenta su volumen de compra un 2,4% llegando a alcanzar una cuota del 14,34%.

Fuerte crecimiento del comercio por internet (+33,3%), que alcanza el 1,75% del mercado.